¿Cómo hacer para que el estudio se transforme en un hábito?

Como docentes queremos que nuestros estudiantes sean personas responsables, con valores, autónomos y con las capacidades necesarias para lograr sus  objetivos, tanto escolares, como en su vida en general.

 

 

  Sabemos que para cumplir metas escolares, se debe ser constante y el estudio no puede ser algo esporádico, debe ser un habito. Es justamente esto ultimo lo que nos cuesta desarrollar en nuestros estudiantes, hábitos. Comencemos definiendo qué es

un hábito, es una conducta, la cual debe ser repetitiva hasta que forme parte de nuestras actividades diarias, para que finalmente su ejecución sea casi mecánica y el no realizarlas puede alterar nuestra secuencia de rutinas, incluso hacer que nos sintamos incomodos. Para formar un hábito un niño necesita observar la conducta en otras personas y conocer cual es su importancia y valor, comprometerse a realizarlo diariamente y por último contar con adultos que lo apoyen y puedan guiar

en el proceso, potenciando la autonomía. Los hábitos que favorecen un aprendizaje significativo

son; sociales, sueño, alimenticios y estudio….

 

Click para leer articulo completo en la revista.

Escribir comentario

Comentarios: 0